A pesar de la precarias condiciones del primer campamento en la bahía, fray Junípero Serra decidió seguir adelante con su especial cometido fundando la misión de San Diego de Alcalá el 16 de julio de 1769, la primera de las nueve misiones franciscanas de la Alta California establecidas en vida de su primer presidente. (Sylvia Lyn Hilton Stow, 1987, 49)